Papeles y más papeles (III)

La vida trascurre en ciclos. Y este blog, como fiel representación de mi la vida, pues también. Tal y como comenzó, ahora hablamos de papeleos y trámites administrativos. Es aburrido con ganas, lo sé, lo admito, pero el blog empezó explicando todo el papeleo obligatorio para irte de Erasmus, y creo que es justo (y necesario) aclarar los pasos que quedan para finalizar el proceso de una vez por todas.

Esta decisión se debe a que este tipo de entradas, por muy aburridas que sean, se llevan un buen porcentaje de visitas. ‘Buscando casa en La Haya‘ es regularmente visitada, y durante mi Erasmus me confirmaron que había sido de cierta ayuda (y yo bien orgulloso, eh). Así que nada, veamos qué tenemos que hacer para dejarlo todo bien cerrado.

Sigue leyendo

Las Crónicas de DUWO: ¿Dónde están las llaves?

En la primera parte de Las Crónicas de DUWO fui muy bueno con ellos, o eso me dijeron. Ahora, llega la segunda parte, que vendría a ser algo así como una sección de consejos para los que os atrevéis a vivir en una residencia DUWO. Si algo me ha enseñado la experiencia (mía no, de hecho, sino de otras personas), es que nunca, nunca, nunca, NUNCA, debes olvidarte las llaves o perderlas fuera de casa.

Cronicasduwo2

Sigue leyendo

Las Crónicas de DUWO: Poli bueno, poli malo

Ya han pasado varios meses desde que puse el pie por primera vez en lo que sería mi residencia durante esta Erasmus. Sé que tengo pendiente hablar de DUWO, la maravillosa agencia inmobiliaria dedicada en cuerpo y alma a ofrecer residencias de calidad a estudiantes extranjeros que sólo van a vivir en los Países Bajos durante un semestre o dos. Aunque sé que para mucha gente esto ya es inútil (porque a estas alturas ya habréis contratado con DUWO o no), aquí van una serie de experiencias, tanto mías como de otra gente, con esa empresa que tanto nos gusta.

Cronicasduwo

Sigue leyendo

Delft (I)

Ya le iba tocando una entrada a la ciudad vecina, ¿no? Delft está como a unos 8 kilómetros de La Haya pero no se parecen demasiado entre sí. Delft es más pequeño, y de hecho parece estar orientado a eso, a ser una especie de pueblito turístico (aunque es una ciudad como Dios manda) con canales e iglesias. Sin embargo, el IKEA más cercano a la redonda precisamente está precisamente en Delft (y por ello siempre ocupará un lugar especial en nuestros corazones), así que realmente durante tu erasmus una visita a IKEA (y a Delft si sobra tiempo) es más que obligada.

Yo destiné un día entero a IKEA y otro a la ciudad de Delft en sí, y por eso pude verlo con la mayoría de tiendas abiertas y gente en las calles. Digamos que lo más conocido de Delft, aparte de los canales (que hay para aburrir, claro está) es Vermeer (que, por si alguien no lo sabía, nació allí). Pero en fin, vamos al lío.

Sigue leyendo

Preparativos finales

Dentro de cinco días tomaré (por fin) el vuelo hacia La Haya y comenzará definitivamente mi Erasmus. Vamos, que tengo cinco días para hacer maletas, encontrar el pasaporte y resolver demás asuntos pendientes. Tampoco estaría mal ojear un poco el diccionario de neerlandés para aprender lo básico (entiéndase hola, adiós, por favor y gracias).

Sin embargo, todavía quedan cosas por contar antes de embarcarme en ese avión de KLM Royal Dutch Airlines. Entre otras cosas más papeleos (oh venga, seguro que alguien los echaba de menos) y anécdotas varias que me han ido sucediendo a lo largo de este verano que a mí se me acaba (aunque siendo realistas, mi verano acaba con una Erasmus, no me puedo quejar).

Ni Easy Jet ni nada. Yo vuelo a Holanda con estilo.

Sigue leyendo